Archivo de la etiqueta: Engordar

El duro proceso de volverse gordo

PitHace mucho que no escribo, y todo se debe a la metamorfosis que se está produciendo en mi cuerpo.
Empezó hace unos meses con las primeras pistas, cuando tu Madre/Abuela/Vecina te suelta frases como : “que sanote se te ve” , “como se nota la buena vida!” , “¿has cogido unos kilitos?… ¡Estas mejor así!“,  desafortunadamente no te tomaste esas pistas en serio, y la mutación es irreversible y visualmente muy dolorosa.

Más tarde te das cuenta que los pantalones que antes necesitaban cinturón, ese cinturón con vuelta y media y varios agujeros hechos por ti, te encajan perfectamente,  es después de eso, cuando te miras en el espejo y te das cuenta, es cierto, estás echando barriga, no mucha todavía, incluso crees que puedes deshacerte de ella, pero ¡NO!, es un proceso sin vuelta atrás, y contra el que no puedes hacer nada.

delgados

Pero el hombre es un ser vanidoso, y no quieres tener esa panza convexa que esta creciendo como si albergara un alíen dentro, por lo que tomas la primera medida importante: encoger barriga, decides sacar pecho y mantener la tripa en un estado de tensión brutal, el problema es que tarde o temprano tendrás que respirar con normalidad y todo  se desparrama alrededor del pantalón.

El siguiente efecto secundario de engordar es el sentimiento de culpabilidad, antes rara era la tarde que no visitaba al kioskero del barrio en busca de Fritos, Chaskis o Rufles yorkeso, ahora te comes un misero cacahuete y ya estás dramatizando en plan ¡OH DIOS… Por qué me hiciste tan débil, con tan poca fuerza de voluntad, POR QUEEÉÉ!!! y al final cedes a tus mas bajos instintos alimentarios y te comes la bolsa de nachos que estaba escondida en el rincón más oculto de la despensa por si vienen invitados, pero te prometes a ti mismo salir a correr más tarde, algo que ya sabes que no vas a hacer, pero hasta que confirmas que te has mentido a ti mismo, no te sientes tan culpable por esa maldita bolsa de Doritos.

La fuerza de voluntad es realmente el problema, intentar pedirte media tostada en el bar, en vez de una entera o un croissant relleno, es muy duro, intentar hacer ejercicio con regularidad, aún más difícil,  y cuando tu novia te suelta ” Pero si tú no estas gordo!! “, es definitivo ya sabes que vas a pasar de  ser el_maldito_pit a pit_el_gordo

gordo

El futuro pit_el_gordo

Como extra os dejo con un vídeo de Muchachada Nui con el gran Carlos Areces con el que me vi reflejado:

Anuncios