Atentados contra la especie humana

De todas las armas de destrucción masivas que existan en el mundo hay dos, que mira, que somos raros los humanos y amigos de maltratarnos a nosotros mismos. Tienen que ver con los complementos que usamos los hombres y las mujeres.

Voy a empezar por ellas:

Los zapatos. ¡Vamos a ver ¡ ¿para que queremos ese ejército de zapatos en casa? Hay que ser “masocas”. Altos, altísimos, estrechos, estrechísimos, con tacones de púa, que a ver quien es la guapa que mantiene el equilibrio y el tipo con ellos. Cuanto más sufridos más bonitos. Uno para cada acto y momento y después siempre llevamos los mismos puestos y si no, los llevamos de repuesto a cualquier acto que se precie y en el momento baile, como de “birle-birloque” nos escapamos al coche y ¡zas¡ cambiazo. ¡Ay hipocritillas¡. Los fabricantes se han vuelto locos o qué. No saben que yo sufro una revolución hormonal y que tengo mi propio sistema de tortura natural. No necesito ayuda. Nosotras estamos chifladas o qué. ¿Dónde tenemos el “chip” práctico?. No tiene otra explicación tanto sufrimiento femenino, por no hablar de otras prendas intimas que perduran en el tiempo desde la época de mi abuela y son elementos de compresión corporal, maquinas de tortura particulares.

La corbata: Hay que ser del genero “Gili”, para inventar un complemento que amenaza seriamente con ahogarnos. ¡ Ni que no tuviéramos bastante con la vida diaria! , la hipoteca, la crisis ( ¿He dicho Crisis?, perdón), los niños, el vecino del quinto que invade mi plaza de garaje con ese coche de lujo, la “plasta” de mi mujer con las reparaciones caseras, justito el sábado de descanso, mi suegra, el gato peludo, el compañero plastamonotema y más. Y mira que por mucho que quieran son feas, y si lo piensas bien, ¿Qué pintan en medio de la barrigota?, hay colgando, como si fuera un babaté o una extensión de tu propia lengua y encima atentando contra tu sistema respiratorio y circulatorio. Menos mal que este verano el “lumbreras” de nuestro Ministro de Industria a dado un “indulto” colectivo a los valientes portadores de tal adorno, con la excusa del ahorro energético, la capa de ozono y no se que más. ¡Anda que no es listo este ni “na”!. Si porque no te lo pierdas, encima la tienes que llevar con camisita de manga larga y con chaqueta, eso para remate final de la tortura

Bueno aunque reniego de esto me encantan los zapatos de tacón, en la parte que me toca como mujer y los señores con corbata.

Anuncios

8 responses to “Atentados contra la especie humana

  • Anónimo

    Pues espérate que está próximo el cambio de verano, zapatos bajitos, cómodos abiertos, a botas, calcetines, medias …..Encerrar nuestros piececitos que han sido libres unos cuantos mese. Pasar de estar descalzos, que es lo mejor que puede existir, a la opresión.
    Para que se me pase el bajón voy a ir de tiendas y me voy a mercar unas botas preciosas que he visto por ahí; y así empezar la nueva temporada con buen pie.

  • lapriana

    Lo de los tios con la corbata es desde mi punto de vista una de las cosas mas incomprensibles, realmnente es un trapo estrecho colgando del cuello, a mi personalmente no me gusta, no le encuentro ningún atractivo (por mucho que digan los entendidos)parece como si el cuello les fuera a expltar y la cara estuviera metida en un marco…No me gusta y así se lo dije a un dependiente que le estaba buscando corbata al Velocipedo ante mi cara de aburrimiento y de hastío, ya sabes que a veces no pienso lo que digo y digo lo que estoy pensando y…el hombre me miró como para fulminarme, con una cara de asco y de ¡que coño le pasa a esta en el cerebro!. Sigo pensando lo mismo que aquel día, los tios están monísimos con traje…pero sin corbata. Me encantaría saber quien se invento esa tonteria que ha pervivido durante tanto tiempo y que se considera el no va mas de la elegancia.
    Con respecto a los zapatos, es verdad, pero es que son tan monos, unos van bien con los vaqueros, otros solo quedan bien con un vestido determinado…la aplicaciones son infinitas, los zapatos hay que tenerlos por si acaso…a ver cuando inventan unos con un tacón de vertigo y que sean tan comodos como unas zapatillas de deportes.
    Ah, no tiene nada que ver con el post pero…el domingo pasado vi una con chandal y tacones ¡ya sabes, arregla pero informal!

  • laclari

    Yo encontre la solución a los tacones incomodos. Me quedo con los de la 1ª foto

  • laclari

    Yo encontre la solución a los tacones incomodos. Me quedo con los de la 1ª foto
    http://www.planetacurioso.com/2008/07/03/los-10-zapatos-mas-curiosos/

  • db

    Bueno querida amiga Lapriana. La curiosidad es el primer paso del aprendizaje y como has preguntado quien la inventó, pues te digo: Los Egipcios de las clases pudiendes solían anudarse al cuello un pedazo de tejido de forma triangular, y los legionarios romanos llevaban algo similar a la corbata, llamada ‘focale.

    La fecha de nacimiento de la verdadera corbata se remonta a la segunda mitad del siglo XVII, con la llegada a Francia de los mercenarios croatas. Con su traje tradicional llevaban un pedazo de tela blanca, que llamaban ‘hravatska’. La anudaban formando una rosita y dejando colgar las extremidades encima del pecho. La ‘croatta’ les gustò mucho a los franceses que la adoptaron y la difundieron en todo el mundo.

    La corbata moderna existe, en su forma actual, desde 1924, ya que alguien llamado Jesse Langsdorf, encontró una manera de cortar la corbata con el menor desperdicio posible de tela, patentó su invento y más tarde lo vendió en todo el mundo. Hoy en día la mayoría de las corbatas se confeccionan de esta manera incluida la que compraste a tu Velocipedo.

    Te dejo también un enlace, por si quieres mas información, para que otra vez (¿Habrá que esperar a que se case el niño?) ningún dependiente te mire por encima del hombro, cuando vayas de compra. Por si no te lo dije: Velocipedo, estabas guapiiiiiiisimo con tu corhttp://antonio.iies.es/corbata.htmbata
    Un besazo.

  • lapriana

    lo que se aprende posteando¡ pero, lo que te voy a decir no tiene que ver con las corbatas, es con la tia que iba arreglá pero informal, los tacones eran unos zapatos Salón ¡toma ya! además eran negros taconazo de aguja ¡toma!. Hoy hace una semana de la vision y aún me dan escalofrios, está siendo mas dificil recuperarme de eso que de la marathon de ayer.
    Yo pensaba que esas historias eran leyendas urbanas pero..he sido testigo y doy fe de que es cierto.

  • Angela

    Chacha Lapri! Esas imágenes hay que inmortalizarlas. Otra vez hazle foto.Forman parte de la España cañí. Para decorar las paredes de un taller mecánico junto a calendarios de tías en pelota picá; o para salita con toro encima de la tele y pañito de ganchillo en los sillones de “escai”. Yo hasta le pondría nombre a esa mujer pero no lo digo por aquí porque conozco a alguna que se llama así y no le gustaría.

  • lapriana

    Jajaja…¡oye pues es verdad! la próxima vez lo inmortalizo, puede tener premio, todo el mundo cree que este tipo de mujeres solo existe en la imaginación y en la letra de las canciones de la Martirio,si demuestro que existen….pues eso, lo mismo me hago rica

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: